29 enero 2015

Como cambiar una parte del mundo

#Podemos: Deconstruyendo a Pablo Iglesias#Podemos: Deconstruyendo a Pablo Iglesias por John Müller et alii. Deusto, 2014.
ISBN 8423419096 (ISBN13: 9788423419098)
My rating: 5 of 5 stars

Ayuda mucho a entender este fenómeno, como un puñado de jovenes profesores, politólogos y economistas, han sabido usar los nuevos medios de comunicación y lo que aprendieron en América Latina de acercamiento con el pueblo, para poner en marcha este movimiento de masas que promete cambiar todo el mapa político de España — y con la ambición de cambiar Europa.

View all my reviews

27 enero 2015

La vida al minuto

El Rey de la HabanaEl Rey de la Habana por Pedro Juan Gutiérrez. Editorial Anagrama, 2008. (La Habana, 2000)
ISBN 8433967673 (ISBN13: 9788433967671)

My rating: 4 of 5 stars

La vida desastrosa de un chico habanero muy pobre, traumatizado a los 9 años y fugado de una cárcel de menores a los 16, sin ambición ni estudios ni concepto de futuro. Reynaldo, "Rey", se estila "El Rey de La Habana," siendo su bastón de mando, y su única baza, un falo de proporciones descomunales con dos "perlas" (municiones de acero sacadas de los rodamientos de bicicletas) insertados en el glande para enloquecer a las jineteras.

Después de varias aventuras con diversas mujeres, incluyendo a Sandra, un/una transvesti especialmente cariñoso/a, Rey se encuentra sin querer cerca de la playa de Varadero, zona restringido a los "yumas" (extranjeros) adinerados. Casi muerto de hambre, sin un centavo y casi desnudo, sigilosa y temerosamente se hace con la ropa deportiva dejada en la arena por algún turista despreocupado.
"Pero, ya se sabe, el hábito no hace el monje. A pesar de aquel vestuario distinguido y nuevo, Rey seguía pareciendo el mismo mulato muertodehambre, flaco, desnutrido, con la piel de brazos y piernas cubiertas de ampollas y forúnculos con pus por las picadas de mosquitos y jejenes, el pelo desgreñado y cochambroso, los ojos con legañas, y sobre todo, con aquel aire de susto y desamparo, temeroso de que le dieran una patada por el culo en cualquier momento."
Experimenta momentos de cariño, especialmente con Magda, una de las muchas mujeras que "templa", y se le presentan diversas oportunidades para cambiar y dar dirección a su vida — o para el hampa, o para un trabajo fijo, o para dejarse cuidar por una viuda que quiere mimarlo — pero Rey rehuye toda idea que implica cambio y no sea de satisfacer el apetito del momento.
"Hay quien vive al día. Rey vivía al minuto. Sólo el momento exacto en que respiraba. Aquello era decisivo para sobrevivir y al mismo tiempo lo incapacitaba para proyectarse positivamente."
Y, como tenía que ser, un día cuando tiene escasamente 17 años, le llega el último minuto, cuando se deja provocar a un acto de tremenda e insensata violencia que también terminará con su propia vida.

Muy duro, este relato. Es un caso extremo que nos puede dar una idea de un mundo más amplio, de la extrema dureza de la vida para mucha gente en la Cuba del "periodo especial" del fin de los 90. Otros cubanos, la mayoría, encontraban alguna manera — criminal o legal — de "resolver", pero no todos.

View all my reviews

Seguidores

Archivo del blog